Hermandad del Cautivo

escudo-v1-header
Cautivo
ILUSTRE Y FERVOROSA HERMANDAD Y COFRADÍA DE NAZARENOS DE LA SAGRADA ENTRADA TRIUNFAL DE JESÚS EN JERUSALÉN, NUESTRO PADRE JESÚS CAUTIVO, NUESTRA MADRE Y SEÑORA DE LAS LÁGRIMAS Y SANTA MARÍA EN SU INMACULADA CONCEPCIÓN

Capítulo V. FALTAS, EXPEDIENTES Y SANCIONES

Regla 22a FALTAS.

Se considerarán faltas leves:
a) La falta de respeto y caridad hacia otro Hermano.
b) Cualquier incumplimiento de las Reglas, de los deberes como miembro de la Hermandad, normas e instrucciones recibidas de los Cabildos Generales, fuera y dentro de las Estaciones de Penitencia.
c) Presentardocumentosfalsos(antigüedad,D.N.I.,..)pararealizarlasEstaciones de Penitencias con más derechos.

Serán conductas constitutivas de faltas graves:
a) El comportamiento público, causante de mal ejemplo o escándalo que ofenda los sentimientos de los Hermanos o el buen nombre de la Hermandad.
b) La falta de respeto y caridad hacia la Autoridad Eclesiástica.
c) La asistencia indecorosa a actos de la Hermandad que ofenda los sentimientos de piedad o dignidad colectivo.
d) El incumplimiento, por parte de algún miembro de la Junta de Gobierno, del deber de secreto que ampara las deliberaciones de la misma.
e) Cualquier otro acto que, a juicio de la Junta de Gobierno, resulte merecedor de tal calificación, según el espíritu de estas Reglas.
f) Presentación de documentación falsa en la solicitud de Hermano.
g) Reiteración de 3 faltas leves.

Serán conductas constitutivas de faltas muy graves:
a) El rechazo público de la Fe católica o actos expresos contra la misma y a las Imágenes Sagradas.
b) La incursión en la pena de excomunión impuesta por la Autoridad Eclesiástica.
c) Hacer uso de documentación o información de la Hermandad para interés ajeno a la misma.
d) El daño o quebranto intencionado al patrimonio de la Hermandad.
e) Reiteración de 3 faltas graves.
f) La conducta, habitual y pública, contraria a la moral católica.
g) El incurrir en alguno de los motivos de inadmisión en la Hermandad.
h) La asistencia a los actos de culto en forma que ofenda los sentimientos de piedad de los asistentes.
i) El reiterado incumplimiento, en materia esencial, de los preceptos de estas Reglas, o de los acuerdos de Cabildo General.
j) La actuación desconsiderada u ofensiva para otros Hermanos en Juntas y Cabildos, que perturbe la correcta marcha de tales actos previa amonestación de quien los presida.
k) La infidelidad en el ejercicio de un cargo que produzca perjuicio a la Hermandad o sea motivo de escándalo.
l) La pertenencia a cualquier secta o agrupación reprobada por la Iglesia, el apartarse de la comunión eclesial y el incurrir en cualquier tipo de excomunión impuesta o declarada.

Regla 23a EXPEDIENTE Y SANCIÓN.

Expediente. Procedimiento sancionador.
a) Siempre que algún Hermano incurra en falta o infracción, y atendiendo al espíritu evangélico, el Fiscal, de oficio o a instancia de cualquier Hermano o tercera persona, lo pondrá en conocimiento de la Junta de Gobierno, a fin de que el Hermano Mayor, con asistencia del Director Espiritual, y en fraternal diálogo, pueda proceder a esclarecer los hechos y se le corrija de la infracción cometida, dentro del espíritu de caridad y discreción que debe inspirar la actuación de los Hermanos.
b) Sólo en caso de pertinaz obstinación, se procederá a abrir el oportuno expediente sancionador, siendo el Cabildo de Oficiales el órgano competente para ordenar su incoación y conocer del mismo.
c) Un instructor, designado por la Junta de Gobierno, de entre los Hermanos, y con la asistencia del Secretario Primero y el Fiscal, tramitará el expediente siguiendo los pasos siguientes:
i) Los datos personales del Hermano que ha cometido la falta.
ii) Hechos y lugar donde tuvo lugar la falta.
iii)Definición de la falta conforme a las Reglas o Código de Derecho Canónico.
iv) Alegaciones del Hermano que ha cometido la falta.
v) Acta con el acuerdo de la Junta de Gobierno proponiendo la sanción conforme a las Reglas o Código de Derecho Canónico.
d) El expediente se tramitará en un plazo máximo de seis meses y, contra la resolución adoptada, podrán interponerse los recursos previstos en la legislación canónica, por lo que la comunicación al Hermano en cuestión se hará certificada y con acuse de recibo.
e) El expediente sancionador se enviará completo al Vicario General, a fin de obtener el visto bueno. Mientras tanto, el Hermano NO gozará de todos los derechos y deberes en la Hermandad. Obtenido el visto bueno del Vicario General, la Hermandad comunicará al Hermano la sanción correspondiente. Contra la sanción impuesta, el Hermano tendrá derecho a interponer el correspondiente recurso ante la autoridad competente. (En el caso de la estimación del recurso por el Vicario General, el Fiscal de la Hermandad, por escrito, pedirá disculpas al Hermano, debiendo constar en acta).

Sanciones. Las sanciones que podrán imponerse, a través del antedicho expediente sancionador, serán las siguientes:
a) Las faltas muy graves serán sancionadas con la separación forzosa de la Hermandad, por tiempo de cinco a diez años y pérdida de la antigüedad, o con la separación definitiva de la misma. En este último caso, será necesaria autorización de la Autoridad Eclesiástica competente. De igual modo, podrán sancionarse con la inhabilitación absoluta e indefinida para ejercer cargo alguno en la Hermandad.
b) Las faltas graves se sancionarán con suspensión de los derechos de Hermano por tiempo de seis meses a cinco años, o con la separación forzosa de la Hermandad por el mismo período y pérdida de la antigüedad.
c) Las faltas leves se podrán sancionar mediante una amonestación por escrito acordada por la Junta de Gobierno, o verbal a cargo del Hermano Mayor y Fiscal, o bien con suspensión de los derechos de Hermano hasta seis meses.

Todo sincero arrepentimiento apreciado por la Junta de Gobierno, así como la espontánea reparación, atenuarán la sanción, pudiendo incluso cancelarla en el caso de falta leve.
El perjuicio sufrido por la Hermandad, y la falta de reparación en los casos en que sea posible, agravarán la sanción a imponer.
La comisión de infracciones por parte de miembros de la Junta de Gobierno, podrá acarrear el cese en su cargo.